Educación: otro camino

Educación: otro camino

 

Esta generación tiene una disposición de información increíble: sólo necesita googlear el tema y ver videos, documentos, presentaciones, cursos, etcétera. Sin embargo, es la generación más desinformada.

El problema no es la información, ni la escasez, ni el exceso, sino las motivaciones; esta generación no hace nada si no está motivada por algo, las pretensiones de la familia no bastan, los fines de educación no les motivan, las normas de trabajo las desprecian y no les motiva el centro escolar.

Educación: otro camino, mi bebé es mexicana

Los maestros dicen: ¿Qué hacemos?, nada les gusta de la escuela, no hacen las tareas ni los trabajos, no quieren estudiar, salen mal en los exámenes y no les importa irse a extraordinarios, son apáticos a la escuela, leer es sinónimo de aburrido.

¿Qué quieren nuestros alumnos del siglo XXI?

Quieren estudiar jugando, ese es el primer reclamo.

¿De dónde sacaron esta idea? De las mismas autoridades de la educación, que pensaron que un aprendizaje constructivo y significativo se logra mejor jugando, con actividades lúdicas y trabajos dinámicos y divertidos.

A primera vista parece coherente y anima a los maestros a ser creativos e innovadores, y hay docentes que hacen el esfuerzo por tener prácticas diferentes; sin embargo, sus prácticas fallan o tienen resultados pobres.

Entramos en un primer punto de reflexión: ¿El maestro y el alumno tienen el mismo concepto de juego?, ¿de contenido lúdico?, ¿de estrategias dinámicas de aprendizaje?

NO. El alumno del siglo XXI piensa que lo divertido debe ser digital, a través de una consola, una tablet, etc.; piensa que el juego divertido es aquel donde tenga que ganar o perder, en un aprendizaje por ensayo-error a través de los ordenadores, donde aprende estrategias para llegar a un objetivo práctico y pasar diferentes niveles de dificultad, donde se pone a prueba su memoria, su atención, y su capacidad lógica para pasar de una estrategia a otra.

¿Cómo aplicar esto a las diferentes materias y contenidos temáticos?

Son dos informaciones diferentes. En un juego de ordenador el alumno puede pasar horas jugando con ensayo-error y adquirir habilidades psicomotoras, de atención, de memoria; pero no tienen contenidos informativos de la currícula oficial.

Los juegos digitales con contenidos temáticos son calificados de “ñoños” y aburridos.

¿Cómo hacer entender a las autoridades educativas que mientras más repitan esta idea de aprender jugando, el alumno justifica su actitud expresando que el maestro es aburrido, que la escuela les aburre, que prefieren trabajar y finalmente cualquier otra opción es mejor que la escuela?

Lo digital y lo análogo coexisten, han transformado a las naciones. Los avances tecnológicos son importantes y deben ser aprendidos de manera significativa, con construcciones y modificaciones mentales, intencionadas.

Lo lúdico es significativo cuando hay aprendizaje relacional, vinculado con la vida y trasciende cuando se aplica a los trabajos, tareas, juegos, prácticas. Ese es el verdadero aprendizaje significativo.

¿Cuándo es un aprendizaje significativo, construido lúdicamente? Cuando el juego posibilita nuevas formas de juego, nuevas posibilidades de resolución; cuando hay un aprendizaje real, cuando desarrolla la creatividad y da nuevos problemas al problema original; el alumno muestra interés por saber más, es feliz y adquiere mayor seguridad y autoestima.

Los alumnos del siglo XXI quieren las calificaciones más altas con el mínimo esfuerzo, dicen estudiar y al ser cuestionados o reevaluados no saben en absoluto nada, o casi. ¿De quién es la culpa? “Del maestro”, señalan los padres de familia y la sociedad en general.

El maestro es el gran culpable de que los niños no sepan nada, no hacen nada en el salón, los alumnos se la pasan jugando en la escuela y no estudian… ¿acaso no es esto lo que pregonan las autoridades educativas?, ¡que los alumnos aprendan jugando!

 

Educación: otro camino, juguetes educativos
Educación: otro camino, juguetes educativos para bebés y niños

Por otra parte, no crean que los actuales padres de familia están mejor preparados que los de antes.

Los anteriores asumían una responsabilidad de llevar a los hijos a clases y apoyaban a los maestros para que dieran educación a sus hijos, veían con respeto a los maestros y los tenían en gran estima. Los padres de hoy, en cambio, parecen ser enemigos de los maestros, cuestionan las tareas, los métodos, les exigen respeto y cuidado a sus hijos-alumnos, aunque ellos no lo tienen al interior de sus hogares, solapan que los hijos no vayan a las escuelas, permiten que se desvelen viendo la tele hasta las 11 ó 12 de la noche, le dejan salir a la calle a jugar todo el día, los dotan de teléfonos celulares, pantallas y juegos para hacerles la vida más divertida y actual.

Tanto los padres de familia como los alumnos exigen, reclaman ser comprendidos por su edad, su condición social y económica. Dicen los padres de familia: ¡son niños!, ¡son jóvenes!, entiéndalos, ¡están en la edad de la punzada!, ¡todos merecen una segunda oportunidad! Esperan que el maestro solape las deficiencias del hijo, que lo pase aunque no sepa nada, que le ponga diez por haber entregado un trabajo que copió y pegó.

Las consecuencias educativas, sociales, económicas, políticas, etc. son muchas y de gravedad porque la SEP propone algo que sus propios teóricos no pueden hacer. Teorías y propuestas hay muchas, la práctica es la gran ausente en este debate, los padres tienen sus propias formas de educar y enseñar y los maestros hacen lo que pueden hacer. Tres agentes importantes desarticulados en la educación de una nación.

Hay padres de familia que utilizan el juego para enseñar, a través de canciones, de cuentas, de maderitas, de dibujos, de un sinfín de estrategias para hacer contar a los hijos, para hacer leer a sus niños. ¿Por qué al entrar a la escuela primaria desaparece esa forma lúdica de aprender?

¿Qué solución existe?

Como lo dije en mi texto anterior: permitir que miles de padres eduquen a sus propios hijos, padres que están preparados y dispuestos a hacer la tarea que les corresponde.

Examinar a los maestros de preescolar a bachillerato en los contenidos que deben dominar. Habrá maestros que aprueben y una gran mayoría va a reprobar. Este es el requisito para continuar en su formación docente, en la actualización docente. Es decir: existen mínimos para ser capacitado como docente, pero si el docente no tiene niveles académicos, mucho menos didáctico-pedagógicos.

De qué sirve decir que están recibiendo una capacitación en los Consejos Técnicos Escolares cuando no saben leer y escribir funcionalmente, presentan deficiencias en sus áreas de desempeño.

Una casa desordenada empieza a cambiar cuando se ponen las cosas en su lugar, desechar lo que no sirve, guardar lo que sí sirve en su lugar. Un sistema educativo no va a cambiar con los mismos maestros, las mismas prácticas, los mismos vicios educativos y sociales, y con proyectos nacionales irreales.

*Héctor Juárez Lorencilla es Licenciado en Educación Primaria, en Leyes y en Relaciones Internacionales.

Un pueblo enajenado es un pueblo explotado – como sucede en México…

Un pueblo enajenado es un pueblo explotado.

Un pueblo educado es un pueblo civilizado.

La educación es fundamental para el desarrollo y crecimiento de cualquier nación. El caso de México es, como la mayoría lo reconoce, una verdadera lástima: existen instituciones educativas de todos los niveles y en todos los estados de la República; pero, ¿qué tipo de profesionales generan?, ¿con qué perfil salen los estudiantes?, ¿por qué los alumnos reprueban evaluaciones internacionales? Etcétera.

Los profesores se niegan a reconocer su responsabilidad en el fracaso educativo. Los padres de familia se quejan de las escuelas pero permiten la vagancia y enajenación de sus hijos. Nuestro actual Presidente sostiene un sindicato de burócratas ineptos y corruptos, y nombra Secretarios incapaces de hacer algo bueno por la educación en México.

Cualquier pueblo podría dar un salto cuántico si su proyecto de Estado fuera guiado por auténticos líderes, capaces y entregados a su nación…

Pueblo enajenado pueblo explotado

Pueblo enajenado, pueblo explotado.

En México, nuestros líderes promueven la confusión, el desorden, el despilfarro y la amenaza para la continuidad del poder partidario.

¿Por qué estamos tan mal en la educación mexicana?, porque a los presidentes les conviene tener un pueblo inculto y enajenado, un pueblo con miedo, un pueblo medio muerto de hambre, sin liquidez, etc.

La Reforma Educativa tiene todas las intenciones de dar mejores resultados a la educación mexicana, pero quienes la ejecutan y promueven no tienen los medios para mover y motivar el cambio urgente en nuestro sistema educativo.

Qué difícil es querer cambiar, hacer que cambie todo para continuar con lo mismo, perdió el PRI para continuar con el PAN (que es lo mismo).

Por qué no empezamos con acciones concretas como: desmantelar el sindicato de educación, abrir cuentas claras en la administración de los ingresos de Pemex y su destino, destituir a todos los maestros y que se ganen su puesto, sancionar a los padres irresponsables con los hijos desertores y reprobados, encarcelar a los gobiernos y presidentes que incumplen con sus proyectos ya que el daño es a una Nación. Pero, ¿qué poder legislativo y ejecutivo va a votar leyes que atenten contra su poder?

Será que Fukuyama tenía razón sobre el fin de la historia: ya no existen cambios políticos cuánticos, todo permanecerá igual sea del PRI, PAN o PRD.

¿Qué futuro quieres para tu hermano, tu hijo, tu amigo, tu padre o madre? Mientras permitamos que los gobiernos dirijan la educación de un pueblo bajo los principios inspiradores actuales no habrá cambio: la educación empieza y se forja en casa. Sólo así habrá personas que quieran un cambio real en México.

Educación del Estado…

Educación del Estado…

El Estado se apropió de la educación, de toda la educación del país,  ¿por qué? Por convenir a los intereses de un grupo de poder, sólo por eso. No existe razón  que fundamente por qué el Estado tiene que hacer los planes, programas, libros, evaluaciones, políticas, métodos, etcétera.

El mismo Gobierno reconoce que los maestros deben someterse a una evaluación para continuar laborando, no importa si reprueban, lo importante es que los docentes se evalúen.

¿Garantiza este acto que los docentes serán mejores docentes? No.

Los estudiantes mexicanos han demostrado carecer de habilidades numéricas de cálculo, de aritmética, de geometría, álgebra, razonamiento lógico; de habilidades lectoras y de escritura, de habilidades de investigación en las ciencias y un largo etcétera.

¿Es el alumno culpable de su insuficiencia académica?, ¿o los padres, por falta de atención a su hijos?, o los maestros por su mala preparación. O todos.

Quizá la respuesta no esté en ninguno de ellos, sino en el Estado, el Estado que falló en su tarea educativa, en una tarea que no le corresponde: ser educador de una nación. Para eso están los padres de familia que deciden si educan a los hijos ellos mismos, o lo dejan a otras personas; y, en el último lugar, si no pueden los padres de familia, si no tienen los medios y los recursos, entonces interviene la educación del Estado.

¿Educación del Estado?
Edificio de la Secretaría de Educación Pública

Educación del Estado:

Miles de padres de familia pueden educar mejor a sus hijos en sus propias casas, miles de madres pueden ser mejores maestras desde sus casas.

Las evaluaciones internacionales han demostrado que los maestros nivel básico no han podido ser los mejores educadores, dicen hacer lo mejor posible. ¿Será cierto esto? Yo creo que no: desde que hicieron la reforma en el 2012 a la fecha, y las anteriores en sexenios pasados, México obtiene los últimos lugares en matemáticas, lectura, ciencias y demás.

Los maestros han demostrado no poder con esta tarea fundamental. El Estado, a través de las autoridades educativas, deben permitir que los padres de familia que deseen educar a sus hijos desde el interior del hogar lo hagan y someter a los estudiantes de esta forma a una evaluación de grado para continuar con sus estudios.

El artículo tercero Constitucional establece la obligatoriedad de la educación básica y media superior, ¿para qué? Revisen los números, las estadísticas, las gráficas; escuchen a los estudiantes en todos los niveles, sus quejas y sus demandas, escuchen a los padres de familia, sus comentarios a las imposiciones y vacíos en las escuelas de sus hijos, vean las noticias y los informes de las diferentes instituciones sociales sobre el crecimiento de delincuencia, crimen, desempleo, hambre.

Los vicios y fallas de las escuelas no han bajado, son los mismos maestros, los mismos directivos, las mismas prácticas; no son los materiales, ni los programas, ni los planes los que fallan sino los depositarios de esta tarea, quienes justifican e intelectualizan sus fallas. “No estudian”, “son flojos”, “faltan mucho”, “no les interesa”, “no son atendidos en sus casas”, “tienen problemas familiares”, “consumen drogas” y una larga lista de pretextos que he escuchado. Y qué decir de las excesivas suspensiones de labores en las escuelas oficiales, todos los puentes, todas las fechas que celebrar, las faltas justificadas de los maestros, los permisos, ¡ah!, y los juegos de zona que son muy importantes para el fortalecimiento del docente.

¿Educación del Estado?

No los culpo, pero el sistema educativo corrompe a los mejores maestros, el sindicato que mantiene a una panda de antidemocráticos líderes, impuestos por el poder del partido en turno.

Acaso no vale la pena empezar a dar la oportunidad a los padres de familia que quieran educar a sus hijos en su propia casa o solicitar que alguien los eduque, no se piden calificaciones regaladas: se pide ser responsable de sus propios hijos.

Niños Índigo… ¿como los Pitufos?

Niños Índigo:

Existe una tendencia a dar explicaciones fuera del contexto educativo a diferentes trastornos de aprendizaje y de conducta: me refiero a los llamados “Niños Índigo”. Por ejemplo encontramos las siguienes páginas de internet:

Niños Índigo.

Más sobre Niños Índigo.

Niños Índigo pitufo

Estas pseudoexplicaciones, llenas de lagunas y supuestos, desorientan a padres de familia, maestros y autoridades educativas poco informadas, generando un nicho de engaños y oportunidades; lo peor es que existen en el mercado educativo escuelas especiales para niños índigo y, lo más increíble: hay padres de familia convencidos de que sus hijos son Niños Índigo

.

 

Les propongo un ejercicio de reflexión para este documento:

1.- Si tu hijo tiene el aura de color índigo, ¿ya es niño índigo?

2.- ¿Dónde hacen exámenes de aura?

3.- Si no da el tono azulado, ¿es medio índigo?

4.- Si el 60% de la población se dice tiene el perfil de niño índigo, ¿por qué reprueban la evaluación de PISA, que evalúa habilidades?

5.- ¿Por qué los especialistas en problemas de aprendizaje no han cambiado la tipología actual a “problemas de niños índigo”?

6.- ¿Qué licenciatura propone la SEP para esta “nueva raza”?

7.- ¿Cuál será la currícula para los nuevos normalistas: Espiritualidad I y II, Esoterismo I y II, Sensibilidad III, Alquimia IV?

Propón más preguntas disparatadas para profundizar esta reflexión.

Echando un muy rápido vistazo a la definición de la página web de Wikipedia nos encontramos con lo siguiente:

El término es utilizado en el contexto de la llamada «Corriente de la Nueva Era» o New Age para referirse a niños que representarían un estado superior de la evolución humana. Quienes defienden esta hipótesis señalan dicha evolución como un avance espiritual, ético y mental, sin atender a la definición que diera el científico Charles Darwin (variación y selección por supervivencia diferencial)”.

Bajo rendimiento escolar

BAJO RENDIMIENTO ESCOLAR



“El padre es el primer educador. La escuela sólo es un apoyo”.

 

 

¿QUIÉN ES RESPONSABLE SI MI CHICO VA MAL?

a) El alumno (no es autónomo).
b) Los papás. La familia.
c) La escuela. Los maestros.


ÁREAS DE DESARROLLO DEL SER HUMANO:

Cognitiva.- Que el niño cuente con todas sus capacidades mentales, que no sufra de retraso o trastornos como el de cálculo (discalculia), fonéticos (dislalia), etcétera.

Biológica.- El niño cuenta con todas sus capacidades físicas, o cuenta con capacidades distintas (lo que antes se conocía como “discapacitado”).

Emocional.- El niño se siente seguro en su entorno, no sufre maltrato, acoso, abuso, etcétera.

BUSCAR AYUDA PROFESIONAL SI EL NIÑO PRESENTA…

* Retardo.

* Déficit de atención.

* Hiperactividad.

* Trastornos del aprendizaje.


“Un estudiante de bajo rendimiento escolar es un estudiante EN RIESGO” -> es probable que presente alteraciones conductuales y emocionales.


CONSECUENCIAS DEL BAJO RENDIMIENTO ESCOLAR:

* Disminución en la sensación de eficiencia y autoeficacia (“yo puedo”).

* Agresividad.

* Frustración.

* Baja autoestima.

* Deserción.

* Conductas de evasión: vandalismo, alcoholismo, drogadicción.



REFLEXIÓN: ¿Cómo lograr la autoeficacia?, ¿cómo enseñarle al niño que sí puede, que puede él solito?


FACTORES EXTERNOS DEL BAJO RENDIMIENTO ESCOLAR

* Falta de recursos.- en casa no hay dinero para comprar libros, cuadernos, el material para una maqueta.

* Falta de preparación académica del docente.

* Falta de preparación psicopedagógica del docente.

(Psicopedagogía.- Disciplina que se encarga de la personalización de los procesos educativos.)

* Bajas compensacionales.- “Si la maestra me acepta la tarea retrasada sobre 6, ¿para qué me tomo la molestia de hacerla a tiempo?”.

* Cursos aburridos.

Si la mayoría de los alumnos de un grupo va reprobando, ¿de quién es la culpa? O el docente no sabe, o sabe pero no tiene técnica para compartir sus conocimientos.

DEBE EXISTIR UN TRATO AMABLE Y RESPETUOSO:


* Entre alumnos.- El famoso bulliyng o acoso escolar.

* Entre padres e hijos.- Los niños se creen TODO lo que les dicen, y más si se lo dicen sus seres queridos. De niños escuchan: “Eres inútil / tonto / idiota; no sabes nada, nunca aprendes nada, sólo gasto dinero en colegiaturas, burro / tarado / escuincle estúpido, tus hermanos sí son listos, ya cállate, dices puras babosadas”); de adultos se autodenigran: soy tonto, idiota, estúpido, etc., “ellos tenían razón”.

* Entre maestros y alumnos.

El profesor que le dice “maricón” al alumno. La profesora que le decía “chillona comegalletas” a una chica para que el grupo se burle y la niña se calle.


CÓMO LOGRAR QUE MI HIJO OBTENGA MEJORES CALIFICACIONES EN LA ESCUELA

1. Ubicar la problemática real y su origen.

2. Acudir con especialistas en caso de ser necesario.

3. Desarrollar competencias en el área emocional: que el niño tenga buena conducta, que haya aprendizaje en el salón, etc.

4. El niño debe aprender a COMPRENDER, MANEJAR Y EXPRESAR sus emociones.


TRABAJAR EN CASA EL DESARROLLO DEL NIÑO:

* Enseñarle a expresar sus emociones. Si es regañado constantemente, se le castiga, etcétera, cuando tenga un problema no dirá nada por temor a represalias (ejemplo: si sufre algún tipo de abuso tendrá miedo de hablar por posibles amenazas o porque no le van a creer, porque el victimario es más grande y más fuerte, etcétera).

* Darle confianza fundada. Los niños se vuelven mentirosos por miedo a que los regañen, les peguen, “dejen de amarlos”. La confianza debe ganarse.

* Enseñarle a ser autónomo y responsable.

* El niño debe estar ACOMPAÑADO por un adulto hasta los 9 ó 10 años; a esa edad debe aprender a andar sin supervisión.

* Fomentar visitas a parques, cines, museos, zoológicos.
 “Es divertido aprender, leer, conocer cosas nuevas, imaginar”.


* La televisión es un premio, no una niñera.


¿Cuántas horas al día permites que tu niño se entretenga con videojuegos? -> problemas visuales a mediano plazo, problemas motores por presionar botones repetidamente.

 

bajo rendimiento escolarPrevención del bajo rendimiento escolar